Nutrición y Alimentación

Alíate con los probióticos para el control de diarreas en lechones

PDF

Para leer más contenidos de Revista porciNews Septiembre 2022

La importancia de gestionar la salud intestinal en la producción animal ha aumentado enormemente a lo largo de los años.

Los probióticos son los únicos aditivos disponibles en Europa, registrados realmente como “Aditivos Estabilizadores de la Microflora Intestinal” y que han demostrado toda su calidad, eficiencia y eficacia para potenciar la salud intestinal.

Otras alternativas que se ofrecen en el mercado no son aditivos o están catalogados en la comunidad científica como aromatizantes, saborizantes o con cualquier otra propiedad no estrictamente relacionada con la modificación de la microbiota intestinal, por lo que no disponen de registro en la UE que haya demostrado específicamente su capacidad moduladora.

¿SABEMOS USAR CORRECTAMENTE LOS PROBIÓTICOS?

Los probióticos, en un concepto más amplio, son:

Microorganismos viables que son beneficiosos para la salud del hospedador, a menudo a través de un modo de acción multifactorial.

Al optar por los probióticos, es esencial tener en cuenta las características específicas de los diferentes segmentos del tracto gastrointestinal (TGI), lo que implica:

2. Conocer las características específicas requeridas por las cepas probióticas con el fin de manejarlas correctamente.

Para explicar esto más a fondo, pongamos como ejemplo el intestino grueso.

En condiciones normales, las bacterias beneficiosas de los grupos Clostridium IV y XIVa colonizan, en gran medida, la parte distal del TGI.

Estas bacterias producen múltiples metabolitos, incluido el butirato, que afectan a:

El butirato es un importante ácido graso de cadena corta (AGCC) que tiene una función multifactorial y juega un papel importante en la salud y rendimiento general de los animales.

Asegurarse de que hay suficiente butirato en el intestino grueso no siempre es sencillo.

La cantidad de bacterias productoras de ácido butírico puede disminuir rápidamente, especialmente cuando el animal es desafiado durante la producción.

EL RETO DEL DESTETE

Una de las principales fases productivas en porcino, a nivel de desafío y estrés, es la fase del destete.

Esto toma especial relevancia tras la prohibición del óxido de zinc, ya que durante esta fase se producen cambios en muchos niveles, comprometiendo la integridad intestinal y, por tanto, la salud del animal.

Cambios más relevantes que ocurren en la fase de destete:

ALTERACIONES EN LA MICROBIOTA INTESTINAL

En el momento del destete, se produce una drástica disminución de las poblaciones bacterianas productoras de ácido butírico.

La microbiota butírica es la que realmente controla la cantidad de oxígeno que llega al ciego. Un descenso en su población conduce a un aumento del contenido de oxígeno en el ciego, importante detonante de la invasión de anaerobios facultativos como E. coli y Salmonella.

ALTERACIONES MORFOLÓGICAS

La disminución del consumo de alimento por parte del lechón conduce a la atrofia de las microvellosidades con el debilitamiento de las proteínas de las uniones estrechas (Tight Junctions).

CAMBIOS ENZIMÁTICOS

El almidón se convierte en la principal fuente de energía, en vez de la grasa de la leche.

ALTERACIONES INMUNITARIAS E INFLAMATORIAS

Los lechones empiezan a perder su inmunidad pasiva y la inmunidad activa no comienza a ser efectiva hasta los 56 días de vida.

¿QUÉ PUEDE APORTARNOS EL PROBIÓTICO CLOSTRIDIUM BUTYRICUM?

  1.  La cepa C. butyricum es una bacteria formadora de esporas.

Una espora es una forma metabólicamente inactiva de la célula bacteriana vegetativa y es extremadamente robusta.

De esta forma, el probiótico es capaz de atravesar el entorno más hostil en las etapas iniciales del TGI, sin pérdida de viabilidad.

Una vez que la espora llega a un lugar con las condiciones adecuadas, las esporas germinan y producen células vegetativas activas.

  2.  Como C. butyricum es un anaerobio obligado, solo germinará donde las concentraciones de oxígeno sean lo suficientemente bajas para hacerlo.

Dado que la presencia de oxígeno disminuye en todo el TGI, las condiciones son las adecuadas en la parte distal del intestino grueso para que C. butyricum germine y ejerza su efecto beneficioso.

  3.  Esta cepa probiótica única es capaz de producir:

Cantidades significativas de ácido butírico en el colon.

En otras palabras, el probiótico es capaz de complementar al animal con butirato exactamente donde más lo necesita, en el último tramo del TGI, gracias a sus características únicas.

También puede producir 15 metabolitos, destacando, entre otros, la producción de citrulina, un aminoácido de los monogástricos que no interviene en la síntesis proteica, pero está estrechamente vinculado con la optimización del metabolismo de la arginina y la valina.

A través de la producción significativa de citrulina y de los otros 15 metabolitos detallados en «Effects of Clostridium butyricum on growth performance, metabonomics and intestinal microbial differences of weaned piglets» (BMV Microbiology, Volumen 21; artículo Nº 85, 2021), Miya-Gold® estimula la proliferación y diversificación de la microbiota beneficiosa y butírica.

Por ejemplo, favorece la presencia de:

 

CLOSTRIDIUM BUTYRICUM

C. butyricum contribuye a aumentar la biodiversidad de Firmicutes y microbiota beneficiosa butírica, impidiendo la colonización de patógenos y generando un ambiente adverso para ellos.

Reduce el pH en el ciego y la disponibilidad de moléculas de oxígeno, favoreciendo un ambiente de anaerobiosis estricto en el último tramo del sistema digestivo, que es precisamente donde se encuentran los patógenos que resurgen con la prohibición del ZnO y la eliminación del uso de antibióticos como promotores de crecimiento.

El aumento de la biodiversidad asociada a la presencia de C. butyricum contribuye a la aparición de un fenómeno de exclusión competitiva frente a las Proteobacterias, filo al que pertenecen numerosos patógenos que afectan al porcino, entre ellos:

 

EL VALOR DE LA VERSATILIDAD

Además de la producción de butírico a nivel de colon y ciego en cantidades estadísticamente significativas, los mecanismos de acción que utiliza Miya-Gold®, como la creación de un perfil de microbiota intestinal de una gran biodiversidad impidiendo la colonización de los patógenos, son muy diversos.

La eficacia de los probióticos para apoyar a los animales durante la producción ha sido bien documentada.

Considerar estas herramientas versátiles dentro de una estrategia nutricional en un sistema de producción, además de tener en cuenta otros factores como manejo y bioseguridad entre otros, será la única manera de sustituir al ZnO y mejorar la rentabilidad, seguridad y sostenibilidad de las explotaciones.

Más información sobre Huvepharma

MÁS SOBRE Nutrición y Alimentación

ESCUCHA LA REVISTA EN agriFM

agriFM

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD PORCINA

Acceso a los artículos en PDF
Mantente al día con nuestros boletines
Reciba gratuitamente la revista en versión digital

DESCUBRA
AgriFM - Los podcast del sector ganadero en español
agriCalendar - El calendario de eventos del mundo agroganaderoagriCalendar
agrinewsCampus - Cursos de formación para el sector de la ganadería